Elija el diseño de una silla escandinava

El diseño escandinavo es cada vez más popular en el ámbito de la decoración, tanto en Francia como en cualquier parte del mundo. En efecto, esta tendencia nórdica ha conquistado los corazones por su sencillez, funcionalidad y versatilidad. ¿Quiere dar un cambio de imagen a su piso, oficina o terraza? Hay multitud de diseños de sillas escandinavas para todos los gustos y presupuestos. Pero con tantas posibilidades, es fácil perderse. Entonces, ¿cómo saber qué diseño de silla escandinava es el adecuado para usted? Estos consejos le ayudarán a prestar atención a los detalles que le facilitarán la elección.

Adoptar un diseño acorde con las características de la sala

El estilo escandinavo destaca por su gran versatilidad y facilidad de adaptación con otros estilos. Tanto si quiere dar un toque nórdico a su lugar de trabajo como a su casa, incorporar una silla escandinava puede ser ya suficiente. Sin embargo, hay que tener en cuenta que el diseño de la silla debe adoptarse en función de su uso.

Por ejemplo, si su silla escandinava se va a utilizar en su comedor, elija el estilo sin brazos para dar más ligereza a su decoración interior y ahorrar espacio alrededor de la mesa. Este tipo de silla también es adecuada para las salas de estar pequeñas y los pisos. Para su oficina, rincón de lectura o sala de estar, una silla escandinava con reposabrazos es más apropiada para proporcionar más comodidad. Los modelos con reposabrazos son más amplios y harán de sus habitaciones un remanso de relax y tranquilidad. Para la habitación de los niños, las sillas escandinavas con respaldo con barras son las más recomendables. Visite www.mr-scandinave.fr para encontrar el diseño adecuado para usted.

Adaptar el color de la silla escandinava a su entorno

La elección del color de una silla escandinava no debe basarse únicamente en su belleza o en su gusto. Saber adaptarlo al entorno que lo acogerá garantizará la armonía de su decoración. Antes se limitaba al blanco y al negro, pero ahora se ofrece una amplia gama de colores.

Si en su interior predominan los colores neutros, puede elegir entre sillas blancas o de colores muy claros para armonizar el conjunto; o bien puede optar por colores brillantes para añadir algo de dinamismo. Si ya tiene una decoración colorida, las sillas blancas son más adecuadas para aligerar las cosas y mantener la armonía de la habitación. Pero si realmente quiere comprar sillas escandinavas de colores, opte por un color que ya esté presente en su decoración, que la acentuará. También hay modelos estampados para los que les gusta pensar de forma diferente. Incorporar patrones en su imagen, o el famoso diseño de patchwork, asegurará la originalidad de su decoración interior. 

Elija el material según su gusto y estilo de vida

La tendencia nórdica es conocida por el uso de madera limpia. Sin embargo, con el paso del tiempo, otros materiales como el plástico, el cuero, la tela e incluso el metal se utilizan en el estilo escandinavo. Cada material da una impresión distinta a su diseño general.

En cuanto a la estética, una silla escandinava de plástico es ligera y moderna. El cuero es el material de lujo por excelencia. La madera es apropiada para los entornos escandinavos más tradicionales. Las sillas metálicas escandinavas son más raras y encajan en el estilo industrial. En el ámbito funcional, el plástico y el cuero son los materiales más prácticos de mantener. Así que si sus sillas se limpian a menudo, por ejemplo por los niños, estos dos materiales son sus aliados.

¿Por qué preferir una mesa de centro de madera?
Optar por una habitación infantil de diseño y eco diseño